Las 30 mejores canciones del Indie español del siglo XXI

Objeto de culto y cachondeo a partes iguales, es innegable que la escena musical independiente en España está en plena forma; efervescente y explosiva como un Mentos en una botella de Coca-Cola. Lejos queda ya la década de los noventa, cuando Radio 3 era la plataforma casi única para que una banda ajena a la industria se diese a conocer. Atrás queda también el Xixón Sound o la heterogénea escena granadina como faros indies con los que guiarse en cuestiones musicales. Dicen por ahí que la edad de oro del pop español fueron los ochenta, en Gotcha creemos que lo que llevamos de siglo es, por derecho propio, La Edad de Diamantes del Indie Español. Y para demostrarlo hemos seleccionado las que consideramos las 30 mejores canciones del indie español del siglo XXI
30. La policía – Ornamento y Delito
En cuanto suenan los primeros acordes de “La Policía” (Rompecabezas de moda y perfección moral, 2010) y entra la voz cazallera de GG Quintanilla te das cuenta de que estás escuchando algo importante. Se abre la puerta a un universo tenebroso, repleto de sonidos crudos y viscerales que conforman una perfecta mixtura de guitarras abrasivas y ritmos casi marciales que abrazan el post-punk como ideario básico. Una abrumadora canción que más bien parece una severa oración.

29. Lolaila Carmona – Napoleón Solo
Las voces paralelas, el falsete, la letra forzada, el estribillo absurdo, algún arreglo que aparece y desaparece y un ritmo endiabladamente pegadizo convierten al tema “Lolaila Carmona” (aparecido en 2009 en su primer EP “Será Maravilloso”) en la cima de la banda jienense Napoleón Solo. Una canción alejada de etiquetas que aglutina alegría, inquietud musical y mucha, mucha diversión.

28. Adoro a las pijas de mi ciudad – La Costa Brava
La Costa Brava, proyecto de Fran Fernández (Australian Blonde) y Sergio Algora (El niño gusano), fue el -permitidme el pleonasmo- agujero de gusano que conectó el Indie de los noventa con la nueva hornada de músicos del siglo XXI. Es difícil escoger sólo un tema de entre los seis fantásticos álbumes que publicaron entre 2003 y 2007, pero “Adoro a las pijas de mi ciudad” (Llamadas Perdidas, 2004) se erige como un clásico instantáneo que consolida el espíritu y estilo propio del grupo: humor, ironía y un sonido prístino que te hace sonreír.

27. Mar el poder del mar – Facto Delafé y las flores azules
Terreno resbaladizo el que pisamos con Facto Delafé y las flores azules. Una banda que polariza opiniones, amada y odiada a partes iguales. Pero la realidad es que estuvieron a la vanguardia nacional al mezclar el pop más delicado con un rapeo blandengue y costumbrista que supo seducir a una legión de incondicionales. “Mar el poder del mar” (El monstruo de las ramblas, 2006) es la perfecta conjunción de estos ingredientes, tan buenrollista como conmovedora. Aquí no caben los haters.

26. Te odio – Los seis días
Esta banda catalana nunca llegó a trascender más allá de un discreto -aunque digno- segundo plano dentro de la escena musical independiente. Sin embargo en “Lunes”, su primer disco publicado a finales de 2008, se escondía una joya de pop trágico titulada “Te odio”. El tema, con toda su potencia lacrimal y melancólica, también es una suerte de revisitación moderna de las cuitas a dos voces de los argentinos Pimpinela. Dicho así parece una garantía de desastre, pero felizmente la canción funciona a la perfección como banda sonora perfecta para corazones en proceso de recuperación sentimental. Bonita, muy bonita, con la pizca necesaria de tristeza.

25. Agosto Esquimal – Maga
Jugando peligrosamente con la etiqueta de one hit wonder, los sevillanos Maga tuvieron la suerte y la desgracia de debutar en 2002 con un disco homónimo que contenía la hipnótica “Agosto esquimal”, canción seductora que combinaba a la perfección bases electrónicas con guitarras más crudas. Un ejemplo perfecto de las perlas que pueden a partir de la onda expansiva de los Radiohead de “OK Computer”.

24. On my mind – The Sunday Drivers
Felizmente, la ridícula manía de cantar en inglés (sin saber inglés) de muchas bandas de los noventa fue minimizándose durante la década siguiente. Sin embargo no fue el caso de los toledanos The Sunday Drivers, que se mantuvieron fieles a la lengua de Benny Hill. Demos gracias, porque durante su más que fructífera carrera pergeñaron unas cuantas maravillas, entre las que destaca el megaéxito “On my mind”: tres acordes invariables que sustentan una estructura clásica (estrofa, puente, estribillo) que los puso en órbita.

23. Kosmic Lovers – Bflecha
Todavía desconocida para una gran mayoría, Bflecha es el alter ego de la gallega Belén Vidal, una de las cabezas pensantes de Arkestra, colectivo/sello musical con gran predicamento en el circuito electrónico español. En su EP de debut, Belén incluía “Kosmic Lovers”, uno de los temas de pop electrónico más perfectos que hemos escuchado en los últimos años. Algunos dicen que es Dream Pop, otros ven tropezones de hip-hop y sinfonías oníricas, pero todos están de acuerdos en el genuino impacto de “Kosmic Lovers”.

22. Colorete y quitasueño – Nacho Umbert & La Compañía
El pseudo género de la canción-crónica ha estado copado principalmente por un numeroso hatajo de cantautores “canallitas”, con Sabina a la cabeza. Pues bien, esto se acabó cuando Nacho Umbert & La Compañía nos regaló “Colorete y quitasueño”, la pieza más perfecta de su ya de por sí estupendo álbum de 2010 “Ay…”. Cinco minutos y medio en los que se cuenta mucho más de lo que aparenta.

21. El político neoliberal – Pony Bravo
Experimentación, bajos contundentes, ritmos psicodélicos y humor, mucho humor, son los ingredientes básicos de la música de los sevillanos Pony Bravo, que alcanza su mejor versión en su último disco hasta la fecha “De palmas y cacería” (2013). Allí encontramos la divertidísima y afilada “El político liberal”, excelente pieza con multitud de capas. Y no sólo musicales.

20. La revolución sexual – La casa azul
A punto estuvo La Casa Azul de convertirse en el representante español en Eurovisión de 2008 con este ultrafesitvo tema, primer single de su disco homónimo de 2007. Guille Milkyway puso a bailar a medio país con “La revolución sexual”, una canción conscientemente comercial que desbordó los cauces de la escena independiente.

19. Adelante Bonaparte (I) – Standstill
Cascarse un triple CD-EP conceptual que narra el ciclo vital de un personaje requiere de una mezcla de agallas y una pizca de pretenciosidad bien entendida, para evitar caer de lleno en la pedantería. Y precisamente es eso lo que hicieron Standstill en su disco “Adelante Bonaparte” (2010). Aunque es difícil elegir una pista en esta monumental obra, la canción “Adelante Bonaparte (I) / I. Algunos recuerdos significativos de B.” es la mejor manera de sublimar el espíritu completo de todo el álbum.

18. Liceas – Gatonieve
A muchos les sorprenderá la inclusión de los casi desconocidos y ya extintos Gatonieve en esta lista. Unos pocos pensarán que su música no encaja exactamente en lo que se entiende como indie. Nos da igual. Lo cierto es que su disco “Grieta” (2011) es una de esas gemas incomprensiblemente ocultas e ignoradas. En él encontramos una pieza tan bella como “Liceas”, tema evocador, envolvente y arrebatador, de los que no abundan. En carne viva te deja “Liceas”.

17. Tus amigos – Los Punsetes
El éxito de Los Punsetes reside, más que en su música, en la ironía, el cinismo y la actitud que desprenden. Pero también son capaces de componer grandes canciones como “Tus amigos” (Los Punsetes, 2010), una píldora perfecta de punk-pop lenguaraz y ligeramente desganado que logra conectar con una audiencia pagada de sí misma gracias a su mordaz y cínica letra.

16. Copa, raya, paliza – Wau y los Arrrghs!!!
En los arrabales de la escena musical ibérica uno se puede topar con maravillas secretas como los valencianos Wau y los Arrrghs!!!, banda capital de la escena garajera patria con una personalidad salvaje y cavernícola. En 2008 publicaron su álbum “¡Viven!” en el que nos encontramos con “Copa, raya, paliza”, un tema brutal, de punk-garage crudísimo que nos transporta a un mundo onírico donde solo se baila y se oyen gritos desgarrados.

15. Secundario – Linda Mirada
Entre la ensoñación y el synth-pop se mueve Ana Naranjo, el alter ego de Linda Mirada. Y con “Con mi tiempo y el progreso”, su segundo álbum, nos regaló en 2012 un luminoso trozo de verano compuesto por 10 canciones deslumbrantes. Entre todas, “Secundario” se erige como la banda sonora perfecta del Mediterráneo. Menos Estrella Damm y más Linda Mirada.

14. Shiralee – Arizona Baby
Si escuchas “Shiralee” sin saber quién demonios son sus autores, es probable que pienses que estás ante un clásico de la música americana fronteriza. Tal vez se trate de una canción de alguna banda de Nuevo México, por ejemplo. Pero no. “Shiralee” es el tema que abre “Second to none” (2009), el segundo trabajo de los pucelanos Arizona Baby. Una canción tan redonda, tan directa y tan inmediata como un trago de bourbon.

13. Cannibal Dinner – Bigott
Con una fructífera carrera como icono musical de la modernidad, el zaragozano Borja Laudo cuenta con cinco discos, cinco, de una consistencia musical a prueba de críticos. En su cuarto trabajo “The Orinal Soundtrack” (2011) nos brinda “Cannibal Dinner”, un tema que flirtea de forma sublime con arreglos orquestales y toques de tecnopop, y que irradia humor y buena onda durante sus escasos tres minutos.

12. The first girl who got a kiss without a please – We Are Standard
Se trata de hedonismo musical y ritmos infecciosos. Los de Getxo lo tuvieron claro con “The first girl who got a kiss without a please” (We Are Standard, 2008): elige un objetivo, apunta, dispara y ¡baila! La banda vasca compone aquí un himno electrónico-dionisíaco concebido para crecer y crecer en el directo o bajo las remezclas de cualquier dj solvente. “The first girl who got a kiss without a please” es un tema gozosamente nihilista.

11. Plasticine – Mendetz
Si los Mendetz tuviesen un pasaporte, qué sé yo… sueco, el 2011 habría sido el año en que nos hubiésemos cansado de bailar la tremenda “Plasticine” (Silly Symphonies, 2011) Su vocación internacional es tan obvia como celebrable ¿Y es que qué sería de Mendetz si no nos hicieran bailar? Es difícil contener la emoción y las ganas de lanzarse a romper la pista al escuchar este tema con reminiscencias glitch y espíritu puramente noctívago.

10. De la monarquía a la criptocracia – Triángulo de Amor Bizarro
Cuando los gallegos Triángulo de Amor Bizarro se ponen a pisar el acelerador del shoegaze ruidoso -pero no exento de melodía- son capaces de componer una preciosidad tan oscura como “De la monarquía a la criptocracia” (Año Santo, 2010). Himno instantáneo y descarga sonora de muchos quilates, un imprescindible.

9. El equilibrio es imposible – Los Piratas
Ivan Ferreiro es un tipo muy sentido. Siente mucho y muy fuerte y sabe cómo transmitirlo al respetable. Aunque lo mejor de la producción de Los Piratas corresponde al último lustro del siglo anterior, la banda gallega publicó “Ultrasónica” en 2001, su último gran trabajo, antes de perderse por extraños derroteros de experimentación electrónica. “El equilibrio es imposible” , segundo corte del disco, un medio tiempo conmovedor se convirtió casi instantáneamente en un imprescindible del grupo.

8. Te debo un baile – Nueva Vulcano
Emperadores en la sombra en su Barcelona natal, Nueva Vulcano es un grupo que no despierta todas las pasiones que debería. Aunque tienen una fidelísima audiencia, su mayor éxito hasta la fecha, de hecho, es una versión pocha de The New Raemon de su magnífico tema “Te debo un baile”. Pero en Gotcha sabemos que el original es mucho mejor. Tanto que entra por derecho en este Canon. Un temazo y punto.

7. Un buen día – Los Planetas
¿Empezábais a dudar de que Jota y adláteres aparecieran en la lista? Es imposible no contar con la banda granadina a la hora de acometer un selección como esta. Los Planetas inauguraron el nuevo siglo con el imprescindible y casi fundacional disco “Unidad de desplazamiento” (2000). De entre su trece temas, “Un buen día” se consolidó por derecho propio como himno de toda una generación de españolitos modernos y festivaleros. Una canción que ya forma parte de la historia del pop ibérico.

6. La mente del monstruo – Chucho
Fernando Alfaro se despidió de Chucho en 2004 con el estupendo elepé Koniec, donde nos reservaba “La mente del monstruo” (que fue elegida como primer single). Indie-rock de alta pureza que combina una melodía pegadiza con líricas combativas y críticas. En definitiva, una canción tan inmediata y accesible que permanece y mejora con los años.

5. La canción de tu vida – Joe Crepúsculo
Con una imagen arrebatadora, el barcelonés Joe Crepúsculo se hizo con un hueco destacado en la escena independiente casi desde sus mismos inicios. Entre los militantes más modernos se hablaba maravillas de sus directos, de su humor y de su carisma. Y gran parte de culpa la tiene el tema “La canción de tu vida”, de su primer álbum “Supercrepus” (2008). Una canción que juega al despiste y oscila de forma magistral entre el techno pop y la orquesta de pueblo, con una letra tan críptica como próxima. Además, hay dos versiones y ambas son una puñetera maravilla.

4. Si desaparezco – Pumuky
Los tinerfeños Pumuky juegan en la liga de la introspección, la tristeza y la melancolía amorosa. Y lo saben hacer muy bien: componen piezas perfectas para regodearse en los humores más sombríos y poéticos. El colofón de tanto lamento y tanto amor hecho trizas lo alcanzaron con la descarnada “Si desaparezco”, de su álbum “El bosque en llama”. Una canción de amor tan deliciosamente trágica que dan ganas de volverse romántico. Romántico de verdad.

3. Alta fidelidad – Lori Meyers
Como un puñetazo directo al hígado fue este “Alta Fidelidad” (Cronolánea, 2008), temazo que dio el empujón definitivo a los granadinos Lori Meyers hacia la primera línea de la escena nacional. Lo tiene todo para ser el hit que de hecho es: una letra contagiosa, una voz de aires macarras (bien, Alejandro), tres puros acordes y un ritmo endiablado.

2. Que no – Deluxe
Últimamente dedicado a la exploración musical panamericana, Xoel López ve ya lejanos los años en los que era gurú del Indie español. Y es que el pepinazo que supuso su tema “Que no” (If things were to wrong, 2003) casi desborda al tímido gallego. El tema se convirtió en un hit imprescindible en cualquier antro moderno que se preciara de serlo, conquistando a la muchachada con sus letra de autoafirmación individual. “Que no” se convirtió en el nuevo “A quién le importa”.

1. Club de fans de John Boy – Love of Lesbian
Tras sus tres primeros y mediocres trabajos en inglés, la banda de Santi Balmes abrazó de nuevo las letras en español y lanzaron en 2005 y 2007 los elepés “Maniobras de escapismo” y “Cuentos chinos para niños del Japón” respectivamente. Eran dos buenos discos que anunciaban el petardazo que vendría en 2009 con su disco titulado “1999”, una obra maestra repleta de canciones perfectas entre las que destacaba el himno instantáneo “Club de fans de John Boy”. Cuatro minutos de pop perfecto con una letra repleta de meta referencias y dobles sentidos, de esas canciones que se cuelan en tu cabeza y jamás te abandona.

¿Qué te parece? ¿Ves alguna ausencia injustificable? ¿Estás de acuerdo? En la lista no aparecen ni La Habitación Roja, ni Vetusta Morla, ni Nudozurdo, ni Sr. Chinarro, ni Dorian ni otros tantos grandes nombres de la escena indie española. Las quejas y los insultos, en los comentarios. Fight!

16 comentarios en Las 30 mejores canciones del Indie español del siglo XXI

  1. Anonymous // 08/04/2014 en 11:14 // Responder

    “Tras sus dos primeros y mediocres trabajos en inglés, la banda de Santi Balmes abrazó de nuevo las letras en español”

    Revisad los textos. De nuevo.

  2. Anonymous // 08/04/2014 en 15:47 // Responder

    McEnroe?? Astrud?? OMG!

  3. Anonymous // 08/04/2014 en 16:14 // Responder

    Y odio paris!?!??! Hijos de fruta!!

  4. Gracias por señalar el error. Tienes razón, no son dos discos, sino tres. Corregido queda. Solo señalar que Gotcha es un revista musical con presupuesto cero. La hacemos 3 pirados por la música y lamentablemente no podemos contar con los medios de edición de grandes medios, así que a veces se nos cuelan erratas y fallos. No obstante, seguiremos vigilantes.

  5. El disco de Bigott es “The Orinal Soundtrack”, no “The Original Soundtrack”.

    La lista muy valiente en algunos títulos y pelín quedabien con determinados grupos (Love os Lesbian, Standstill -vergüenza ajena dan ante tanta pretenciosidad-).

  6. Gracias por tu comentario Ariel. Está bien tener lectores que también sean editores 😉

  7. Nada en catalán? me cuesta de creer… y ciertamente lo de Vetusta es imperdonable

  8. Efectivamente Vi Trubio !! Incomprensible que no aprezca la grandisima banda Vetusta Morla,es un referente y creo que deberia estar entre las mejores.

  9. Vi Trubio, si no hay nada en catalán es por el criterio del autor, exclusivamente. Nada más. 🙂 También te podemos asegurar de que cree que Vetusta Morla están muy sobrevalorados.

  10. Anonymous // 23/07/2014 en 10:19 // Responder

    El criterio del autor? Habrá bastante gente que piense que el autor tiene poco criterio como es mi caso…

  11. chilabear // 23/09/2015 en 21:27 // Responder

    ¿No esta “Toro” del Columpio Asesino? ¿Tampoco “Los Planetas” de La Buena Vida?
    Mmmmmm que mal!

  12. LAVENGANZA69 // 21/01/2016 en 16:33 // Responder

    Opino lo mismo de Vetusta Morla.. son patéticos y un tostón, pero van de super independientes.

  13. vuestraputamadre // 02/06/2016 en 06:39 // Responder

    La lista de la escoria que quedo por el camino desde el siglo pasado, indie no es eso amigos… deberíais repasar el significado de esta palabra. Lo que no fue bueno antes no tiene que serlo ahora, indie es un buen trabajo realizado con pocos recursos, indie no es rescatar la basura del pasado, cualquiera es indie entonces…

  14. es una pena….
    buscaba música indie; no sé, nuevos grupos. pero creo que me pasé de listo al pensar que alguién sabría poder valorar que significa INDIE y MEJOR.
    Tengo que reconocer que no soy un melómano que pueda hacer una lista perfecta. pero esta lista tiene mucha morralla de grupo. Puede que Vetusta Morla esté sobrevalorado, pero tiene uno de los mejores directos. La gente le tiene tirria por su ascenso tan rápido. pero es de valorar que se lo han currado sin una discográfica detrás. pero bueno…
    Veo más sobrevalorado a Love of Lesbian, que me parecen tan horribles o más que otros de esta lista.

  15. Thanks a lot! This is definitely an remarkable webpage. https://www.youtube.com/watch?v=vIJzPyBZiQA

  16. I must say you have high quality posts here. Your page should go viral.
    You need initial traffic only. How to get it?
    Search for: Miftolo’s tools go viral

1 Trackbacks y Pingbacks

  1. La historia de la música electrónica española en 14 temas | Gotcha Musica

Deja un comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*


dieciocho − quince =

*